Make your own free website on Tripod.com

Un estadio con piscinas, guarderías, sala de convenciones y baños con espejos

Dr. Daniel Gnazzo es el responsable de la empresa Madalan SA, que no es más ni menos que la encargada de la construcción del nuevo estadio de Peñarol en el kilómetro 25 de la Avenida Giannattasio.
El Dr. Gnazzo tras un largo viaje de observación por Inglaterra, modificó su idea original del escenario, que no será redondo, como en un principio se pensaba, sino que será rectangular. Por otra parte, además del centro comercial que se instalará en el predio, el propio estadio contará con piscinas, guarderías para niños, sala de convenciones, restaurantes con mesas a un costo de cien mil dólares y hasta baños con espejos en todas las tribunas.

 

--¿En qué etapa del proyecto se encuentra el nuevo estadio de Peñarol?

--Vamos por partes. Por un lado estamos tratando con la Intendencia de Canelones para la aprobación municipal del proyecto. Por otro lado con el gobierno estamos tratando la declaración de interés turístico. A partir de nuestra visita a Inglaterra, hemos modificado de alguna manera el proyecto, con los avances que tienen los ingleses en materia de estadios de fútbol que nos llevan diez años. Allá en los estadios cimentaron una especie de pisos que hacen que los escenarios se paguen y se mantengan mejor. De repente, lo que hicimos fue incorporar a los diseñadores nuestros, a la firma de arquitectos más importante del mundo.

--¿A qué estadio del mundo se parecerá este escenario?

--El estadio de Peñarol tendrá una capacidad locativa entre las treinta y cinco a cuarenta mil personas. Nosotros estamos replanteando el tema del diseño, si será redondeado o si será más rectangular, con más cercanía sobre la cancha. Aquí hay canchas que tienen un alambrado solo. Nosotros realizaremos un alambrado más alto y tomaremos todas las medidas de seguridad necesarias. La tendencia mundial que a la larga vamos a tener que llegar, es la de colocar asientos para todos. Ya no habrá más lugares para que la gente esté de pie, sinó que habrán asientos para todos los espectadores. Todos tendrán su asiento. El mundo tiende a eso, y Uruguay tarde o temprando también, no mucho más tarde, porque si no la gente no va a ir más al fútbol. Porque hay un enorme potencial de gente que no concurre a los estadios de fútbol sencillamente por miedo. Nosotros vimos que eliminaron a los hooligans con asientos. La mayoría de los asientos los prevenden a principio de año, con abonos. Acá no será lo mismo porque en Uruguay la gente está menos acostumbrada a sacar abonos. También porque será un estadio compartido. En Argentina Boca Juniors, de las 25.000 plateas que tiene hoy, vende 12 o 13.000 en abonos. Cada vez tiene a vender más en abonos. Por ejemplo, la única diferencia entre Italia e Inglaterra es que, en Inglaterra los estadios son de los clubes y en Italia son de la municipalidad. Entonces el gran problema de los estadios en Italia es que se usan los domingos, y después nunca más. Lo que nosotros vimos en Inglaterra y lo que adaptaremos a este estadio, porque no es sólo construirlo, después hay que mantenerlo porque tiene un alto costo de mantenimiento, es de lugares en los cuales se puede hacer un centro de convenciones. El espacio ya se tiene abajo de la tribuna, lo único que hay que realizar es equiparlo adecuadamente con alfombras, pintarlo e iluminarlo bien, con un tremendo ventanazo a la cancha de fútbol. Entonces un banco, una compañía, un empresa que quiera hacer una convención, la podrá realizar en el estadio de Peñarol que tendrá las comodidades necesarias para hacerla. Para todo hombre que le gusta el fútbol, estar en un centro de convenciones observando la cancha es un atractivo diferente. Así logran usar el mismo espacio los siete días de la semana o cinco días de la semana. Nosotros estuvimos viendo el partido de Manchester con el Inter hace un mes, y luego de allí cenamos, y rápidamente sacaron todo porque al otro día había una convención de 1.000 personas y el sábado un casamiento. Entonces el estadio tiene ingresos económicos. Seguimos y digamos que en Inglaterra los estadios techados son carísimos, porque un techo de estos puede salir 10.000.000 de dólares. Entonces tienen que buscarle la forma para que los estadios funcionen. La firma con la que trabajaremos es H.O.K. Long, y estos arquitectos diseñaron los grandes estadios del mundo, y se incorporaron al equipo técnico nuestro. Se está rehaciendo de alguna manera el proyecto, manteniendo la misma cantidad, manteniendo el criterio pero dándole otra fisonomía para aprovechar mejor todo esto que está abajo de la tribuna, que está libre, allí hacer salón de convenciones, etc, etc. Hay que tenerlo previsto para realizar esto, porque no necesariamente se hará en el mismo momento que el estadio. Primero se harán tribunas y una cancha de fútbol pero de alguna manera hay que tener las estructuras previstas, pensados los cambios, agua, electricidad y de otras cosas, para cuando se haga la segunda etapa para esos lugares para convenciones y restaurantes, que ya esté previsto. Y la otra cosa que estamos haciendo en el proyecto original, es que lo que está sobre el fondo atrás, lo estamos moviendo hacia el medio del terreno para que el estadio sea el centro de atracción. Unido a eso, habrá cines, centro de entretenimientos. No vamos a esconder el estadio en el fondo, si no que haremos que sea el centro de atracción unido a otras cosas. Esa fue la idea original. Nosotros vimos en Inglaterra en la cancha de Arsenal, que es un club como Boca Juniors en Buenos Aires, que nació en La Boca, hace cien años que está allí y no se quiere mudar y con el Arsenal pasaba lo mismo. Pero pasa que Arsenal tiene un estadio con capacidad para 40.000 personas y hay 20.000 afuera todos los partidos debido a que no hay lugar. Estoy hablando de Arsenal. En Inglaterra al visitante le dan 3.000 entradas; los partidos son del locatario. El partido es del equipo local. El visitante queda afuera. Si ellos venden con sus abonos anuales el 95 por ciento de los lugares, le dan 3.000 lugares porque la Liga Inglesa le exige ese mínimo. No le dan un lugar más. El partido hay que verlo en un rincón y de costado. Lo mismo pasa en Holanda y peor, porque tienen que observar el encuentro en un rincón, de costado y con una malla de los dos lados. En ese sentido cambió el proyecto por lo que le pasó a Arsenal. Finalmente Arsenal hace dos años que tira 20.000 personas afuera, y entonces decidió mudarse del barrio y comprar un terreno de 30 hectáreas, y realizar lo que ellos llaman "Arsenal Lang". Y poner allí el estadio de Arsenal pero toda una serie de otras cosas para que la gente concurra. Es lo mismo que pensamos nosotros: cines, centro de convenciones, espacios. En Bolton tienen abajo de una tribuna un centro de exhibiciones, que es debajo de una tribuna y cerrado y hasta le pusieron calefacción. Allí hay combates de boxeo, desfiles de moda, fiestas escolares, casamientos, lanzamientos de autos nuevos, Reebok lanza su línea de cada año en ese lugar. Es solo un espacio cuadrado abajo de una tribuna pero le dan un gran uso y eso ayuda para el mantenimiento del estadio, y la gente concurre. La gente también concurre porque hay mucha seguridad, no hay más hooligans con el tema que hay cámaras de televisión enfocando a las tribunas, cámaras en otras partes del estadio. Esto facilita porque todo el mundo está sentado y es mucho más fácil ir a buscar a los violentos, pero con gente parada en una tribuna con 15.000 personas es más complicado. Es el mismo problema que hay en Argentina pero las municipalidades de ese país no habilitarán los estadios a fin del año que viene, hasta que no tengan todos asientos. No lugares para sentarse, sino que tengan asientos.

El cambio que hace a la seguridad es impresionante. Ahora no irán cuatro personas donde va a entrar una sola. La cantidad de mujeres y chicos que van a ver los partidos es increíble. Y van una hora y media antes, y van a tomar algo, y hay en los pasillos, lo vamos a realizar nosotros, televisores pasando los goles del domingo anterior, los goles de la propia institución. Todo esto hace que la gente concurra una hora y media antes. Yo observé el partido Arsenal con el Sheffeld Wendsey, creo que habían 3.000 personas, tomando una cerveza o comiendo alguna hamburguesa o un pancho, charlando con amigos.

También tienen restaurantes para empresas, que los haremos de a poco, que consiste en que una empresa que compra un palco por 100.000 dólares por año, invita a diez personas, no pagan nada porque ya está incluido en esa cifra, y hacen también negocios. Hay cincuenta, sesenta mesas de diez personas que están todas vendidas previamente, y hay empresas en lista de espera para ir a comer al estadio, ver el partido y charlar de negocios. Esto se usa muchísimo. Nosotros estuvimos en la cena post Manchester e Inter y no se podía creer. La ida a la cancha se convierte en cuatro horas, en un paseo. Lo que nosotros pensamos para acá, para que el hombre pueda ir a la cancha tranquilo es que, todos los compradores de palco podrán tener acceso libre a la pileta climatizada los 365 días del año las 24 horas, mientras el hombre mira el partido de fútbol, su mujer e hijos pueden estár en la piscina.

También habrán guarderías para pibes pequeños, si la mujer quiere ver el partido, para que pueda dejar a su hijo o hijos. Habrán cines a cien metros, un centro comercial a doscientos metros. Lo que uno pretende es una fiesta. El tema de la violencia en Uruguay es mucho menor con respecto a Argentina, acá hay dos grandes equipos y cuando se enfrenten es donde habrá más gente. Otra cosa que es una norma mínima de respeto y nosotros lo haremos de entrada, son los baños.

Uno va a un baño de un club de fútbol inglés, y es mejor que cualquiera de un excelente restaurante uruguayo. Los baños están limpios, con espejos. Cuando yo pregunté cómo son los baños, pregunté si se podían poner espejos en los baños, el presidente de arquitectos se rió porque él hace diez años hizo la misma pregunta y los clubes le dijeron que estaba loco.

Los baños tienen azulejos blancos o de colores, lo mismo que tiene cualquier baño, pero son para personas no para indios. Uno se comporta como indio cuando lo tratan como indio, y se comporta como persona cuando lo tratan como persona.

Nosotros no tiraríamos jamás un papel a la calle en Inglaterra. Acá se observa que por ejemplo uno fuma en un auto y tira la cajilla por la ventana, y esto ocurre acá, en Buenos Aires, en Brasil. Nosotros mismos que hacermos esto acá, no lo hacemos allá porque nos da vergüenza.

Si voy a un baño limpio no lo ensucio, pero si voy a un baño sucio, lo dejo más sucio de lo que lo encontré.

Eso vamos a realizarlo aquí y no nos sale más caro. Esta es una mínima norma de respeto para la gente que irá al estadio de Peñarol.

--¿La fecha de inicio de las obras sigue siendo el 19 de junio?

--La fecha de inicio se tomó en principio la del 19 de junio. Nosotros estamos realizando los trámites en la municipalidad y ellos tiene la mejor voluntad, pero hay aspectos a cumplir, planes que analizar, pedidos que ellos hacen. La instalación de un estadio moverá el tránsito de una manera importante. Nosotros estamos hablando con el consorcio que está haciendo la doble vía por la Interbalnearia, y ellos están negociando con el gobierno para extenderla hasta el Aeropuerto de Carrasco, y que allí se haga una salida tanto a la ida hacia el Este como el regreso, a la altura del estadio para que una parte del tránsito vaya por Giannattasio y la otra parte por la Interbalnearia. Todo esto se está presentando a la municipalidad, y es un tiempo que tal vez se estire más de lo que uno quisiera, porque hay estudios por realizar. No sé si podremos realizar la inauguración si no tenemos el OK de la Intendencia de Canelones porque sería ridículo.

Esperamos tenerlo para el 19 de junio, y cuando se tenga, se hará. Todas las modificaciones que estamos pensando para el estadio son para mejorar y para estar a la altura de los mejores del mundo. Por qué no hacer las cosas bien si se pude. No necesitamos tener lujos, no necesitamos tener un techo de 10.000.000 dólares. Estamos pensando en realizarlo bien.

Estamos contentos como van todos los tornillos que hay que mover en el engranaje, para realizar una obra total entre el estadio y el centro comercial que será de más de 40.000.000 de dólares. Para esto hay que mover muchas tuercas, y las estamos moviendo.

Peñarol y su estadio del siglo XXI.
Un escenario a la inglesa, para un grande del mundo..
.

Volver